El secreto de esos ojos

Adiós a las certezas,
comienza la intuición.
Un ejemplo es tu mirada
que asume el más allá,
así como tu cansado paso
se aleja del más acá.

En tus ojos se trasluce el infinito,
nos enseña la quietud del silencio,
el mismo silencio
que nos embargará mañana,
cuando nos encontremos
donde tú estas ahora.

Ya sin importar
que falle la memoria,
tiempo es de viajar dentro de ti
y repasar la historia de tu vida,
aunque anhelo aprender de tus ojos,
el secreto de tu saber partir.

Se comienza ignorando lo fútil del día,
abrazando con fuerza toda sinceridad,
acariciando las hojas del árbol de tu vida,
paladeando su fruto y exprimiendo su néctar.

Despertarás con la sonrisa dibujada en la cara,
aspirarás profundo el aire de los parques.
Llevarás la paz a quienes como tú
llevan el adiós escrito en sus miradas.

Un comentario sobre “El secreto de esos ojos

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Sitio web ofrecido por WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: