Estaba ya escrito

escrito

Estaba destinada a no triunfar en nada en la vida, pero ella no lo sabía. Estaba destinada a deambular por el mundo sin recompensa alguna. Desconocer el rumbo de su vida, era su destino.  Un largo camino tanteando salidas, surcando océanos, buscando como loca el amor, burlando a las envidias, tentando a la suerte, soltando lastres, mintiéndose a si misma, aferrándose al último tren.  Antes de partir, ¿cómo podía ella saber que desde el principio estaba ya todo escrito? Y tanto esfuerzo inútil por nadar, nadar y nadar, para morir en la orilla.

Triste es reconocer,  que aunque se hagan bien las cosas, no siempre hay recompensa,  que aunque se avance con rectitud, no siempre se acierta y aún no dejando pasar ni una sola oportunidad, no siempre hay corona, en fin, solo queda el absurdo consuelo  de haberlo intentado, como si no hubiese un mañana.

Fue un día cualquiera, cuando la ruleta de las oportunidades dejó de girar para ella, fue un día cualquiera, cuando ella se rindió y dejó de luchar.  Sosegó su aguerrido espíritu y por primera vez en toda su vida, se dedicó a contemplar, dejó de añorar, dejó de soñar y  simplemente vivió.

4 respuestas a “Estaba ya escrito

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s