Reviviendo

Ojalá nunca sepas,
que solo se ha de estar
para rogar por amor.

Allá adonde vayas,
allá adonde fueres,
una parte de mi
siempre irá contigo.

Guárdate
esa última mirada,
llena del amor mío,
que te llevaste.

Evocando mi memoria
hurgando entre recuerdos,
vuelve ese adiós en tus ojos,
vuelve el dolor de aquel día,
nuestra última mirada.

Inmisericorde sentimiento
que vuelves a punzar
donde más duele,
cuando su rostro
en mi soledad
se  aparece.

Ten piedad
y desvanécete ya,
déjame olvidar,
deja morir en el pasado,
este amor mío.

Un comentario sobre “Reviviendo

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Sitio web ofrecido por WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: